A veces adelgazar parece imposible. Si bien, además de fuerza de voluntad, la clave para conseguirlo es saber cómo. La revista estadounidense Men’s Health ha revelado un estudio en el que explica cuánto peso se puede perder en una semana sin que esto suponga un riesgo para nuestra salud.

Tal y como explican, la cantidad de peso que puede adelgazar una persona depende de muchos factores. Obviamente, a todo el mundo le gustaría que esa cifra fuese la mayor posible, pero no siempre es así.

La publicación cita un estudio del profesor Konstantinos Spaniolas, en el que refleja que adelgazar un uno por ciento del peso total a la semana se puede considerar una velocidad de adelgazamiento alta.

¿Cuál es el problema? Que, en muchas ocasiones, esa pérdida de peso va asociada a una pérdida de masa muscular, algo indeseable. Por eso, los expertos aconsejan poner el foco en una pérdida de peso saludable más que en hacerlo de manera rápida.

Una de las claves que explica el doctor que influye a la hora de perder peso es el punto de partida: Es decir, si alguien pesa 100 kilos, no es descabellado que pueda adelgazar 1 kilo a la semana. Si bien, para una persona que pesa 75 kilos y está en una proporción ideal, alcanzar esos 750 gramos no será tan sencillo.

Otro de los puntos estrella para alcanzar objetivos es ejercicio. Según un estudio de la Universidad de Columbia que cita la revista, el ejercicio físico puede ayudar a conservar más del doble de masa muscular que aquellos que no hacen deporte.

La ingesta de proteínas es otro de los factores a tener en cuenta según la publicación. Y es que destacan que una buena alimentación proteíca no solo ayuda para bajar de peso, sino también a conservar el músculo.

El sueño es otra de las cosas importantes según la publicación. Dormir por encima de las 5,5 horas diarias es clave. También que las horas en la cama no superen las 8,5.

Además de llevar una dieta equilibrada, el estudio afirma que hay que tener otros factores en cuenta. Uno de ellos es la ingesta de alcohol. Revela que consumir bebidas alcohólicas puede interceder a la hora de adelgazar. Estiman que un consumo de alcohol moderado puede añadir 433 calorías diarias a nuestro organismo, lo que sin ningún género de dudas hará que adelgazar sea una tarea más complicada de lo que por sí es.

De todos modos, se recomienda que antes de tratar de adelgazar se consulte a un experto, a fin de evitar que cualquier dieta pueda suponer un riesgo para la salud.



Source link