Hay que asumirlo: adelgazar no es difícil. Pero lo que también hay que reconocer es que existen algunos trucos que hacen esta ardua tarea más llevadera. La ingesta de líquidos es clave, tal y como revela un estudio de una doctora estadounidense publicado en la edición norteamericana de la revista Men’s Health. Según expertos, esto puede ayudar a perder hasta tres kilos en una semana.

Según el citado artículo, la relación entre la hidratación y adelgazar es directa: bajar de peso es consecuencia de la cantidad de calorías ingeridas y quemadas. “Y beber líquido puede ayudar a ingerir menos calorías”, esto es, a comer menos.

Si bien, esto pude ser una trampa y un arma de doble filo, pues dependiendo del tipo de líquido, incluso podemos estar dándole más calorías aún al cuerpo.

Por eso, aquí te dejamos un listado de bebidas que sí son saludables y que pueden ayudarnos a perder peso.

Agua: Es siempre la mejor opción según el estudio científico que, que no habla de una cantidad mínima específica. “Depende de la temperatura, la altitud y el nivel de actividad”, explica. Si bien, una cifra media puede estar en los 3,5 litros diarios.

Leche: La leche es considerada una buena fuente de carbohidratos, grasa y proteína que, además, ayuda a saciar el hambre. Un vaso de leche al día es, al menos, la cantidad recomendada.

Fruta infusionada en agua: Es la mejor opción para aquellos a los que les “aburre” o no les gusta tomar agua. Una buena opción es hervir la fruta con el agua la noche antes, dejarlo reposar en la nevera y servirla con hielo.

Batidos de proteínas: Puede ser una buena opción. Eso sí, con una condición: que se trate de un producto certificado y que no nos pasemos en las cantidades. Se trata de una bebida saciante que, además, puede ayudarnos a aumentar masa muscular si hacemos ejercicio.

Agua con gas: Es una forma más de añadir variedad a las formas de beber agua. Además, las burbujas incrementan la sensación de frescor, sobre todo cuando se consume fría. Las opciones de agua con gas y sabor también son recomendables.

Zumos de verdura: Los zumos siempre son saludables, pero cuando se trata de zumos hechos a base de verduras y fruta, más todavía. Es una gran elección para mantenerse hidratado y también para ingerir verdura.

Té: Sin duda otra gran opción para el verano. Sobre todo si se consume frío. Además, se trata de una bebida rica en antioxidantes, que ayuda a perder peso. Algunas variedades tienen propiedades diuréticas.



Source link