La KN95 es la equivalente china a las Mascarillas FFP2 y no está avalada en Europa.

La KN95 es la equivalente china a las Mascarillas FFP2 y no está avalada en Europa.
SHUTTERSTOCK

En las últimas semanas, con el aumento de contagios en la tercera ola de COVID-19 y tras la prohibición del uso de mascarillas de tela en varios países europeos, se ha abierto un debate entorno a qué mascarillas son las más efectivas frente a la COVID-19. Las mascarillas FFP2 y FFP3 tienen unas mejores prestaciones, pero no todos los modelos alcanzan el grado más alto de protección. Estas son las claves para elegir la mejor mascarilla FFP2 y FFP3.

Certificación y homologación

Las mascarillas FFP2 y FFP3 son consideradas Equipos de Protección Individual (EPI) y, por lo tanto, están reguladas por la normativa europea UNE-EN-149 y su fabricación está sujeta a un estricto proceso de fabricación, con su consiguiente certificación y homologación para garantizar la máxima protección posible frente a partículas y aerosoles.

Por eso, a la hora de adquirir una mascarilla de este tipo hay que fijarse en que cuenta con la certificación CE de la Unión Europea. Por su parte, el modelo KN95 es el equivalente asiático a las FFP2 y no supera los exámenes tan exhaustivos antes de salir al mercado ya que son homologadas directamente por el propio fabricante y no por laboratorios externos autorizados para tal efecto. Por eso, y aunque todavía se encuentran en circulación, desde enero de 2021, la comercialización de las mascarillas KN95 está prohibida en Europa, ya que estas mascarillas no cumplen con los requisitos mínimos establecidos con la certificación CE.

Mejor ajuste al rostro

Otro aspecto a tener muy en cuenta a la hora de elegir mascarilla es garantizar que tenga un ajuste óptimo al rostro. Es habitual que muchas mascarillas del mercado no se ajusten correctamente a las facciones de la cara, dejando huecos por los que pueden entrar aerosoles portadores de COVID-19.



Source link