La emisión de ONs (Obligaciones Negociables) en el mercado de capitales ha tenido un fuerte crecimiento en el primer semestre de este año, con una suba de 170% con respecto a 2019. Los especialistas pronostican que la demanda se sostendrá firme en los próximos meses como alternativa de financiamiento corporativo, ante un mayor apetito de inversores por diversificar sus carteras apostando a la recuperación pospandemia.

¿Sobre qué bases se viene sustentando esa tendencia en el actual contexto? Un dato clave es el protagonismo que ha conseguido un banco privado en particular: Santander. Los números sorprenden, ya que durante la primera mitad del año participó como colocador en operaciones por 84.000 millones de pesos, cuando todo el mercado en su conjunto apenas alcanzó $ 100.000 millones. Es decir que, de cada 10 pesos emitidos en obligaciones negociables en el mercado, 8,4 pesos fueron en operaciones en las que Santander estuvo presente como uno de los bancos colocadores.

Fueron en total 28 emisiones y 53 series diferentes de colocaciones de ONs en las que participó la entidad. Entre los hitos del primer semestre, el banco liderado por Sergio Lew (Gerente General de Santander Argentina) se encuentran las colocaciones realizadas con YPF, IRSA, San Miguel, John Deere, Cresud, Pan American Energy, Pampa Energía, Tecpetrol, Vista Oil, Cresud, Toyota y AES Energía. En el caso de esta última empresa se trata del primer bono verde emitido en el mercado local, una operación realizada para financiar el parque eólico Vientos Neuquinos.

Los datos de julio confirman la tendencia mostrada en el primer semestre. De acuerdo con las cifras que manejan en la entidad, el mercado de ONs redobló el ritmo de actividad ofreciendo múltiples estructuras, dólar linked, pesos a tasa variable, pesos a tasa fija y UVA, con plazos de hasta 3 años. Santander volvió a liderar operando 9 de las 13 transacciones de julio por un valor de 33.000 millones de pesos.

Perspectivas

“La demanda de obligaciones negociables está creciendo como instrumento de diversificación de cartera entre inversores de distinto tipo, tanto mayoristas como minoristas”, explica Alejandro Butti, Head de Corporate and Investment Banking de Santander. En cuanto al desempeño del banco, el ejecutivo agregó que acompañan a las empresas “en todo el proceso de financiamiento en el mercado de capitales, asesorándolos y brindando la experiencia que hemos acumulado de tantos años y tantos mercados en los cuales operamos”.

Alejandro Butti

Con relación a la expectativa del mercado para lo que resta del año, Ignacio Lorenzo, Head de Global Debt Financing de Santander, anticipó que “a partir de la reestructuración de la deuda pública nacional esperamos que el ritmo de emisiones se intensifique en el mercado de capitales local y permita el acceso a una base cada vez más amplia de emisores e inversores”.

Explicó en ese sentido que “la emisión de ONs puede ser más rápida y eficiente que otras alternativas de financiamiento y es una opción cada vez más elegida por empresas con documentación aprobada en la Comisión Nacional de Valores (CNV)“. “Las perspectivas para el segundo semestre del año son favorables debido a la baja tasa de interés internacional y el exceso de liquidez”, pronosticó.

Se abre entonces una ventana de oportunidad para las compañías. “Las empresas que logren acceder a financiamiento en el mercado de capitales durante este año estarán bien posicionadas para aprovechar la recuperación esperada del ciclo económico pospandemia”, destacó también Lorenzo.

Ignacio Lorenzo

Los que viene ocurriendo en los últimos días también alienta los pronósticos optimistas. Desde Santander acompañan el desarrollo de mercado local de ONs y recientemente aprobaron un libro de crédito con el objetivo de apoyar a los clientes corporativos en sus colocaciones a mercado.

Mediante las Obligaciones Negociables, una entidad privada que necesita fondos puede financiarse en el mercado de capitales comprometiéndose a cancelar esa deuda en el plazo pactado junto con el interés correspondiente, que puede ser fijo o variable. Así, las empresas pueden obtener recursos en forma ágil, y cada vez son más las que prestan atención a esta opción, que puede ser incluso más eficiente y más barata que pedir un préstamo de capital de trabajo o descuentos de cheques, entre otras alternativas de financiamiento.

Las razones del liderazgo

El hecho de que 8,4 de cada 10 pesos emitidos en ONs hayan sido colocados por Santander, obliga a preguntar cuál es el secreto o receta que se esconde detrás de ese liderazgo. En Santander aseguran que este negocio es estratégico dentro del menú de productos y que los servicios ofrecidos a sus clientes permiten estrechar los vínculos comerciales, participando y asesorándolos en sus decisiones de negocio más significativas con cercanía y versatilidad.

Santander cuenta en Argentina con más de 430 sucursales y más de 3,7 millones de clientes. Entre ellos, 2,2 millones son clientes digitales, más de 260 mil son PyMEs y 1.300 empresas corporativas. Tiene presencia en 22 provincias y en la Ciudad de Buenos Aires.

“Acompañar y asesorar a nuestros clientes a buscar financiamiento al mercado de capitales de manera exitosa nos llena de orgullo y satisfacción profesional”, resume Alejandro Butti.



Source link