Alejandro Serrato | Las trabajadoras sufrimos en los diferentes pueblos, el acoso del régimen del 78. Ahora y antes seguimos padeciendo sus malas políticas, sus decisiones judiciales y la represión. Un acoso de un sistema capitalista que si conseguimos que muera o por su inviabilidad cae, morirá matando. Por eso condena a tres cuartas partes de la población mundial a la miseria más absoluta. Teniendo el 1% más rico del mundo, más del doble de la riqueza total conjunta del resto de la humanidad.

Los trabajadores y trabajadoras en el estado español, al igual que ayer, sufrimos el hostigamiento de los diferentes gobiernos. Reformas laborales que nos dejan a los trabajadores sin derechos, leyes mordazas que te dejan sin voz, desahucios que te dejan sin techo y falta de derechos que te dejan sin pan.

 

¿Quiénes nos defiende de esta persecución?

El régimen tiene en su poder diferentes
herramientas para acosar a la población: el BOE, el poder judicial, las fuerzas
de represión del estado y el poder mediático.

A los acosados solo nos queda
para defendernos la lucha en las calles desde la no violencia activa, mientras
el poder político al servicio del régimen utiliza la violencia contra el
pueblo; ya sea aplicando leyes que favorecen a una minoría o de forma física
cuando nos enfrentamos a las injusticias sociales desde la movilización y los
gobiernos nos reprimen.

Por eso, que dejen de tomarnos el
pelo. A los que recibimos la factura de la luz y no podemos hacer frente a
ella, a los que nos cargan en el banco el recibo de la contribución, alquiler,
sello del coche y lo tenemos que devolver y con ello asumir impagos y comisiones.
Hostigamiento que hace, que tengamos que pedir a nuestros padres un pequeño
préstamo, para entre otras cosas comprar el material escolar de nuestros niños
y evitar bancos de alimentos.

Por otro lado, los migrantes, que
sufren la ira, mentira y la persecución por parte del estado, y digo yo…. ¿quiénes
se ponen a su disposición? A día de hoy, los colectivos humanitarios y ONGs,
porque los que hasta hace poco tiempo compartían reivindicaciones y
pancarta  en defensa de los inmigrantes ,
se encuentran en el gobierno de España legislando contra ellos, contra nuestros
hermanos. Solo tenemos que ver la actual medida del gobierno español de subir la valla de
Ceuta y Melilla hasta los 10
metros, batiendo el récord del muro, de un fascista como Trump. CIES abiertos, acoso del
gobierno español, andaluz y ayuntamientos gobernados por diferentes partidos e
ideología que permiten que seres humanos, los migrantes vivan hacinados en
chabolas de 2×2 sin luz ni agua y echando 11 horas diarias de trabajo.¿ Esto no
es persecución?

Según datos del estudio de Oxfam,
la pobreza en el estado aumentará
en estos meses en más de 700.000 personas, 
hasta alcanzar los 10,8 millones 
y, en Andalucía el aumento será de 
200.000 andaluces y andaluzas más de los existentes , llegando a casi el
50% de la población. También la población infantil en Andalucía sigue sufriendo
la pobreza y la desigualdad situándose en el 39%. ¿Quién vendrá a protegernos
del hostigamiento, del hambre y la pobreza? ¿Las fuerzas del orden público? ¿Los gobiernos progresistas?
¿La derecha española? Según hemos conocido estas semanas atrás, en esta dinámica de política de propaganda en la que vivimos, tras el anuncio del IMV como
la salvación de las clases trabajadoras y tras los datos del propio ministerio de servicios sociales
hemos podido saber que el IMV
solo ha llegado al 1% de los 660.000 solicitantes. De nuevo los trabajadores soportamos sobre
nuestras espaldas la crisis económica.

Si las reformas en la sanidad
siguen yendo en la línea de abrirla aún más a la intervención de la privada y
la concertación de servicios sanitarios, ¿quiénes vendrá a pagarnos las
facturas de intervenciones quirúrgicas? ¿Quién nos va a escuchar si los mismos
que derogaron la reforma del artículo 135 nos siguen gobernando?

Cuando perdamos la casa o el piso
y nos echen por no poder hacer frente al pago de la hipoteca ¿el gobierno
legislará para prohibir los desahucios? ¿dejará de mandar a la policía a
ejecutar sus órdenes?  Hasta la fecha,
los desahucios aumentaron en el primer trimestre del 2020.

Y no, no justifico actitudes fascistas, no justifico el amedrentamiento a ciertos políticos solo por no compartir ideología, pero mi preocupación sigue y está puesta en los problemas reales de mis vecinos y vecinas, en la población infantil, en la falta de oportunidades, en el cierre de pequeños negocios, los bajos salarios y la precariedad. En el abandono del campo por los precios injustos, en los accidentes laborales que aumentan sin control y no pasa un mes que no lamentemos muertes de compañeros. Las clases trabajadoras sufrimos hoy al igual que ayer los mismos problemas y el acoso del régimen y no ocupamos ni portadas en los principales periódicos ni abren programas televisivos.

Alejandro Serrato es portavoz de Adelante Andalucía Málaga.



Source link